Síganos
Youtube
Instituto Naranjo Uribe

CIRUGÍA DE CATARATA

Es un procedimiento que se realiza para retirar un cristalino opaco (catarata) del ojo con el fin de mejorar la visión. El procedimiento casi siempre incluye la colocación de un cristalino artificial en el ojo.

El cristalino normal del ojo es transparente (claro). A medida que se desarrolla una catarata, el cristalino se torna opaco y bloquea la luz para que no entre al ojo. Sin la luz suficiente, usted no puede ver con claridad (visión borrosa).

Las cataratas son indoloras y se desarrollan sobre todo en ancianos. Sin embargo, algunas veces, los niños nacen con cristalinos opacos que son causados por infecciones u otros problemas antes del nacimiento. Éstas se denominan cataratas congénitas.

La cirugía por lo regular se recomienda para las personas que no pueden ver bien debido a sus cataratas. Los adultos están normalmente despiertos durante el procedimiento. Le aplicarán anestesia local para bloquear el dolor y le darán un sedante para relajarlo. A los niños por lo regular se les aplica anestesia general para que estén inconscientes y no puedan sentir dolor.

CÓMO ES EL PROCEDIMIENTO

Mirando a través de un microscopio, el médico hará una incisión pequeña en el ojo y extraerá luego el cristalino. Éste se puede extraer de varias maneras, dependiendo del tipo de catarata que usted tenga. Dos maneras de hacerlo son:

1. Con instrumentos quirúrgicos y succión.

2. Con un instrumento y una máquina que utiliza ondas sonoras (energía ultrasónica) para romper el cristalino y succionarlo. Esto se denomina Facoemulsificación.

Luego, generalmente se coloca un cristalino artificial, llamado lente intraocular artificial (LIA), que le ayudará a mejorar la visión.

El médico cerrará la incisión con suturas muy pequeñas (puntos de sutura) o utilizará un método de autosellado (sin suturas). Si se colocan suturas, posiblemente sea necesario retirarlas después. La cirugía por lo regular dura menos de una hora por ojo.

POST-OPERATORIO

- Usted probablemente volverá a la casa después de la cirugía y luego tendrá un examen de control al siguiente día.

- El médico puede prescribirle gotas oftálmicas antinflamatorias y antibióticas para usarlas durante una o más semanas con el fin de ayudar a sanar.

- Asegúrese de tener las manos limpias antes de tocarse el ojo. Trate de que no le caiga jabón ni agua en el ojo cuando esté bañándose o duchándose durante los primeros días.

- Tómelo con calma. Las actividades suaves son mejores a medida que usted se recupera. Verifique con el médico antes de realizar cualquier actividad fisica.

- Si necesita gafas o lentes de contacto nuevos, procure que se los adapten después de haber sanado por completo. Es importante tener una consulta de control con el médico.

FACOEMULSIFICACIÓN

La facoemulsificación es una técnica quirúrgica muy utilizada en la actualidad para la operación de cataratas. Su aparición se remonta a los inicios de los años 90.

Pasos de la FACOEMULSIFICACIÓN

Esta técnica consta de los siguientes pasos:

- Entrada al ojo: la cual se hace a través de una pequeña incisión de tipo autosellante (la mayoría de las veces no necesita suturas) que posee un diámetro de 2,8 a 3,2 mm. Ultimamente se están desarrolando técnicas de facoemulsificacíon usando incisiones menores (1.5mm. / 2.0mm.).

- Apertura de la cápsula del cristalino: la membrana externa que envuelve al cristalino (cápsula del cristalino) es abierta cuidadosamente por su cara anterior. Luego a través de esta abertura y dentro de esa “bolsa capsular” se realizará la fragmentación y aspiración del cristalino afectado de catarata.

- Proceso de Facoemulsificación: se realiza con una sonda ultrasónica equipada con una aguja hueca de titanio, la cual vibra longitudinalmente de atrás para adelante entre 30.000 a 60.000 veces por segundo, actuando así como un cincel o escoplo sobre el cristalino fragmentándolo en partículas (facoemulsificación) que son aspiradas al mismo tiempo a través del conducto de la sonda de ultrasonidos.

- Colocación de la lente intraocular: luego de la facoemulsificación se introduce una lente intraocular plegable, que se despliega dentro del “saco capsular” y se finaliza la cirugía sin necesidad de suturas.

La técnica de la Facoemulsificación no es dolorosa ni durante ni después de la operación. De hecho esta cirugía puede realizarse con anestesia tópica (gotas) sin necesidad de inyecciones.

VENTAJAS DE LA FACOEMULSIFICACIÓN

- Rápida rehabilitación visual

- Pronta reanudación de las actividades cotidianas

- Menor inflamación ocular

- Menor astigmatismo pos-operatorio

Contáctenos